INVESTIGACIÓN EXOESQUELETO

El CSIC desarrollará un exoesqueleto ligero para personas con movilidad reducida

EFEFUTURO.- El Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) avanza en el desarrollo de un exoesqueleto ligero destinado a ayudar a personas con movilidad reducida, mediante articulaciones que prevengan la atrofia en las piernas.

<p>Ilustración del prototipo de exoesqueleto que desarrollará el CSIC. Imagen cedida por CSIC.</p>

Ilustración del prototipo de exoesqueleto que desarrollará el CSIC. Imagen cedida por CSIC.

El dispositivo de nombre XoSoft, y cuyo primer prototipo se prevé que esté listo en 2019, contará con sensores integrados en textiles y materiales inteligentes que crearán articulaciones sensibles, según una nota remitida hoy por el CSIC.

Este nuevo exoesqueleto paliará las desventajas de los dispositivos rígidos presentados hasta ahora, que suelen ser aparatosos, poco flexibles y sólo pueden ayudar parcialmente al proceso del movimiento.

Los sensores del XoSoft serán capaces de transmitir la intención del usuario a la unidad de control que, a través de dispositivos integrados en el textil, ofrecerán el nivel apropiado de ayuda, ha explicado investigador del Centro de Automática y Robótica de Madrid, Eduardo Rocón.

El dispositivo será cómodo y ligero, pensado para poder llevarlo bajo la ropa y, dependiendo de las necesidades del usuario en cada momento, proporcionará “apoyo, relajación o libertad de movimientos”, ha añadido Rocón.

Proyecto con participación internacional

En el desarrollo de este proyecto, puesto en marcha el febrero pasado, participarán nueve organizaciones de siete países europeos con participación del CSIC, en el que se integran expertos en robótica, bioingeniería, inteligencia ambiental y diseño.

Enmarcado en el programa de innovación Horizonte 2020 de la Unión Europea y con un presupuesto de 5,4 millones de euros, también colaboran empresas y clínicas asociadas que proporcionan expertos en tecnología de rehabilitación, geriatría y aplicación de prótesis.

Etiquetado con: , , , , ,
Publicado en: Ciencia

El dispositivo de nombre XoSoft, y cuyo primer prototipo se prevé que esté listo en 2019, contará con sensores integrados en textiles y materiales inteligentes que crearán articulaciones sensibles, según una nota remitida hoy por el CSIC.

Este nuevo exoesqueleto paliará las desventajas de los dispositivos rígidos presentados hasta ahora, que suelen ser aparatosos, poco flexibles y sólo pueden ayudar parcialmente al proceso del movimiento.

Los sensores del XoSoft serán capaces de transmitir la intención del usuario a la unidad de control que, a través de dispositivos integrados en el textil, ofrecerán el nivel apropiado de ayuda, ha explicado investigador del Centro de Automática y Robótica de Madrid, Eduardo Rocón.

El dispositivo será cómodo y ligero, pensado para poder llevarlo bajo la ropa y, dependiendo de las necesidades del usuario en cada momento, proporcionará “apoyo, relajación o libertad de movimientos”, ha añadido Rocón.

Proyecto con participación internacional

En el desarrollo de este proyecto, puesto en marcha el febrero pasado, participarán nueve organizaciones de siete países europeos con participación del CSIC, en el que se integran expertos en robótica, bioingeniería, inteligencia ambiental y diseño.

Enmarcado en el programa de innovación Horizonte 2020 de la Unión Europea y con un presupuesto de 5,4 millones de euros, también colaboran empresas y clínicas asociadas que proporcionan expertos en tecnología de rehabilitación, geriatría y aplicación de prótesis.

RSS Feed desconocido

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

Login

Registro | Contraseña perdida?