ENTREVISTA ASTROFÍSICO

Miguel Ángel Sabadell: Si supiera hacia dónde va la tecnología me haría rico

EFEFUTURO.- El astrofísico Miguel Ángel Sabadell recuerda a la perfección la conversación que mantuvo en Sri Lanka, en 2004, con el escritor y científico británico Arthur Clarke, en la que éste le dijo que el mayor avance del siglo XX era el DVD, una afirmación que, algo más de una década después, le lleva a asegurar que si supiera “hacia dónde va la tecnología”, se haría rico.

<p>FERROL(A CORUÑA). Foto del astrofísico Miguel Ángel Sabadell. EFE/Kiko Delgado</p>

FERROL(A CORUÑA). Foto del astrofísico Miguel Ángel Sabadell. EFE/Kiko Delgado

Por la mente de Miguel Ángel Sabadell, licenciado en Ciencias Físicas por la Universidad Complutense y Doctor por la Universidad de Zaragoza, nunca dejan de pasar los fotogramas de la saga “Regreso al futuro”, estrenada en 1985, a partir de la que admite, en una entrevista con Efe, que en Hollywood “no se equivocaron demasiado a la hora de prever las cosas que ocurrían en 2015”.

Recuerda que en el primero de los filmes de Robert Zemeckis, estrenado en 1985 y protagonizado por Michel J. Fox y Christopher Lloyd, aparecieron tecnologías semejantes a algunas utilizadas hoy en día, como los drones, las videoconferencias, el reconocimiento facial, las Google Glass o el aeropatín, aunque a pesar de estos aciertos, el astrofísico se ratifica en que “nadie sabe y nunca se ha sabido cómo va a evolucionar la tecnología”.

“Nadie en los años cincuenta se podía imaginar que el ordenador, entonces recién construido, se iba a poder llevar debajo del brazo. Una de las cuestiones de la perspectiva tecnológica es que nunca sabemos por dónde van a salir las cosas. Es imposible saberlo”, zanja.

El ser humano “no ha avanzado éticamente demasiado”

Miguel Ángel Sabadell observa que a pesar de los numerosos avances del momento actual, el ser humano “no ha avanzado éticamente demasiado” en el uso de las tecnologías y la mentalidad “sigue estando en el paleolítico inferior”, en relación a que se debe exigir “cierta capacidad” para hacer un buen uso de las mismas.

Y por otra parte, advierte de que ahora la humanidad tiene la capacidad de “destruir muchas cosas haciendo muy poco”, algo que “nunca antes había pasado“, por lo que añade que “hay que tener especial cuidado con este tipo de cuestiones”.

El pasado miércoles, Sabadell estuvo en Ferrol para ofrecer la conferencia “El día del regreso al futuro: ¿se puede viajar en el tiempo?”, basada en las películas de Zemeckis, y en la que se planteó diversas cuestiones antes de comenzar: “¿Qué pasaría si viajásemos a hace cien años y cambiásemos algo? ¿Podríamos hacerlo?”, dijo.

Regreso al futuro

Confiesa que se trata de una temática que “gusta mucho a los físicos“, entre los que “algunos dicen que sí, con ciertas restricciones”, y otros que no, como Stephen Hawking, quien afirmó en 1992 que los viajes solo podrían ser hacia el futuro y no hacia el pasado, aunque apunta Sabadell que por ahora “no hay ninguna ley física que prohíba el viaje en el tiempo”.

“Quién sabe. Aunque lo que sí podemos afirmar es que todavía nadie ha inventado la máquina del tiempo en el futuro, pues por ahora no tenemos ningún visitante del futuro dándose una vuelta por aquí”, ironiza.

Miguel Ángel Sabadell es desde hace 12 años editor de una de las secciones de la revista Muy Interesante, con 1.860.000 lectores en España según el último Estudio General de Medios y a cuyo usuario “le parecía importante la tecnología en las décadas de los ochenta y los noventa”, pero ahora se inclina más por las ciencias sociales, sobre todo, por “la neurociencia y la explicación del comportamiento humano”, desvela.

Por ello, uno de los artículos que más recuerda de los publicados en los últimos números es un amplio reportaje sobre si el comportamiento de la mente ha cambiado algo o sigue anclado en cuando el ser humano era cazador-recolector.

“Y al parecer, según los expertos, nuestras respuestas siguen siendo del mismo tipo que lo que respondían nuestros antepasados hace 10.000 años”, subraya.

“Seguimos teniendo marcadas en nuestra mente el tipo de respuestas automáticas, por ejemplo, por qué nos cae mal una persona. Uno de los grandes males y mitos es pensar que nuestro cerebro es una tabla rasa en la que empezamos a escribir desde el momento en el que nacemos. Y no es así, pues hay una impronta que viene de cientos de miles años de evolución de la especie humana y que condiciona muchas de nuestras actuaciones”, explica.

Las máquinas serán mejores

Continuando con la inteligencia, pero en el ámbito artificial, Sabadell considera que en los próximos años “las máquinas que piensan serán mejores”, pues a pesar de que ya existen computadores capaces de ganar al ajedrez o demostrar teoremas matemáticos, se trata de un concepto “más amplio” y hasta el momento ha sido “muy parecida al humano”.
Por este motivo indica que “no tiene sentido inventar robots con aspecto humano si ya existen humanos” y por lo tanto sustenta la importancia de hacer robots “adaptados a las necesidades”, de manera que sus inteligencias “nos complementen en las cosas que nosotros queremos hacer”, gracias a lo cual “se podrá avanzar sobremanera”, concluye Miguel Ángel Sabadell. EFEfuturo

blogosfera de efefuturo

blogosfera de efefuturo

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

Login