ESPACIO JÚPITER

Finaliza la fase de diseño de la misión europea a Júpiter

La Agencia Espacial Europea (ESA) anunció que ha concluido la fase de diseño de su misión a Júpiter, Juice, que será lanzada en 2022 con el objetivo de examinar la atmósfera de ese planeta, su magnetosfera, sus satélites y su conjunto de tenues anillos oscuros.

<p>Las lunas más grandes de Júpiter. NASA/JPL/DLR.</p>

Las lunas más grandes de Júpiter. NASA/JPL/DLR.

Para garantizar que pueda afrontar esos objetivos, según un comunicado, el diseño del explorador y de sus interfaces debía cumplir requisitos muy estrictos, que fueron validados a principios de marzo.


La revisión confirmó, por ejemplo, que la nave será compatible con su lanzador Ariane 5 y que cumple las directrices de protección planetaria, ya que se ve fundamental minimizar el riesgo de que alguna luna potencialmente habitable, como Europa, pueda verse contaminada por virus terrestres transportados por el satélite.



Paneles solares en la misión


Los especialistas prestaron también especial atención al diseño de la arquitectura eléctrica de los paneles solares, de la unidad de distribución de potencia y de los dispositivos que estabilizan la nave, para evitar que cualquier campo electromagnético generado por esta interfiera en las mediciones científicas en Júpiter


El gestor del proyecto, Giuseppe Sarri, indicó en la nota que ya puede empezar la etapa de desarrollo.


Los socios industriales de la ESA, liderados por el consorcio aeronáutico Airbus, cuentan ahora con el beneplácito para construir prototipos que someterán a duras pruebas y que, una vez aprobados, darán lugar al modelo de vuelo, que es el satélite que se lanzará al espacio.



La misión a Júpiter lleva 10 instrumentos


Juice, según precisó la ESA, estará equipado con diez avanzados instrumentos, incluyendo cámaras, un radar capaz de penetrar en el hielo, un altímetro, experimentos radiocientíficos y sensores para monitorizar los campos magnéticos y las partículas cargadas del sistema joviano.


La nave, que llegará a ese sistema en 2029, estudiará las grandes lunas Ganímedes, Europa y Calisto, ante la creencia de que podrían ocultar océanos de agua líquida bajo su corteza helada, e incluso albergar entornos habitables.


La ambiciosa misión culminará con un recorrido exclusivo de ocho meses alrededor de Ganímedes, en lo que la ESA destaca que será la primera vez que una nave orbite un satélite natural distinto a la Luna terrestre. Efefuturo

Etiquetado con:
Publicado en: Espacio

blogosfera de efefuturo

blogosfera de efefuturo

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

Login