Inicio / Entrada de Blog / Los usuarios reclaman tablets con mayor flexibilidad

Los usuarios reclaman tablets con mayor flexibilidad

Los usuarios reclaman tablets con mayor flexibilidad
 

En la actualidad el mercado de los tablets está prácticamente consolidado. Buena prueba de ello es que cada vez existe mayor oferta, y más diversificada, en cuanto a tamaños, diseños, aplicaciones, accesorios o sistemas operativos.

De hecho, en los Estados Unidos, entre los usuarios conectados a Internet, la demanda de tablets creció desde el 12 por ciento en 2011 hasta el 31 por ciento en 2012.  Con este panorama, los usuarios demandan sistemas más flexibles que cumplan con requerimientos muy diversos que van, desde mayor autonomía (para llegar a completar una jornada laboral completa), hasta el máximo rendimiento en juegos, o los formatos más ligeros posibles para favorecer la movilidad.

Desde Qualcomm han realizado un estudio entre los usuarios que revela los principales usos que hacen de su tablet y, por lo tanto, las funcionalidades más demandadas a la hora de elegir una alternativa u otra.

Entre las claves del informe, obtenidas a través de diferentes fuentes, observamos que el 60 por ciento de los usuarios hace uso de su tablet varias veces al día, mientras que el 64 por ciento lee noticias, y hasta el 95 por ciento participa en redes sociales a través de sus dispositivos.

En cuanto al aspecto multimedia, 6 de cada 10 propietarios declara que usa su terminal para escuchar música semanalmente, y pasan el 67 por ciento del tiempo de uso jugando. Por su parte, el 54 por ciento de los usuarios de tablet reproduce vídeos de forma regular.

Otro de los factores que se revelan es la creciente preocupación, por parte de las empresas, a la hora de que sus empleados utilicen sus propios dispositivos para acceder a recursos internos (conocido como BYOD –bring your own device–). Es más, en este sentido observamos cómo 8 de cada 10 usuarios utilizan su propio dispositivo personal para trabajar. En respuesta, comprobamos que el 72 por ciento de las empresas contaba, a finales de 2012, con un programa para gestionar esta problemática, comparado con el 60 por ciento que lo tenía en 2011.

En cualquier caso, a nivel general, el estudio revela que la principal demanda que los usuarios exigen a un tablet es el rendimiento. Para ello, la elección del procesador es clave, ya que este componente se encarga de gestionar aspectos tan importantes como la velocidad de respuesta para lanzar aplicaciones, la agilidad a la hora de manejarnos entre los menús o el nivel de respuesta de la pantalla táctil. Además, influye drásticamente en la duración de la batería o incide en la rapidez con que la cámara realiza una captura, por ejemplo.
(Sin votaciones)
Cargando…