Inicio / Ciencia / “Ambition”…el poder del ser humano

“Ambition”…el poder del ser humano

En un páramo como lienzo, un maestro y su joven aprendiz intentan convertir escombros en planetas y lunas, asteroides y cometas. Hacen levitar los mundos por encima de sus cabezas, girando en órbita alrededor de un sol simbólico. Es el comienzo de “Ambition”, la historia del poder del ser humano…

Imagen facilitada por la Agencia Espacial Europea (ESA). Tras diez años viajando por el Sistema Solar, la sonda Rosetta llegó a inicios de este mes a su destino, el cometa 67/P Churyumov-Gerasimenko.


Pero, “¿Cuál es la clave de la vida en la Tierra?”, pregunta el maestro.


El aprendiz niega con la cabeza. La respuesta es obvia: “el agua“.

Durante mucho tiempo, los orígenes del agua, y los de la propia vida en nuestro planeta fueron un absoluto misterio. Así que empezamos a buscar respuestas más allá de la Tierra“, rememora el maestro.

Con el tiempo nos volvimos a los cometas. Un billón de esferas celestes de polvo, hielo y moléculas complejas que surgieron con el nacimiento de nuestro Sistema Solar. En un tiempo considerados mensajeros de muerte y destrucción, y a la vez tan cautivadores…”

Y fuimos a por uno: un plan asombrosamente ambicioso.” “¿Ciencia ficción? No. Un logro de la ciencia“.

Con este breve diálogo, “Ambición”, el cortometraje de Tomek Baginski para la Agencia Espacial Europea(ESA), queda clara la esencia de lo que significa ser humano: una capacidad única para intentar cosas difíciles, para alcanzar metas aparentemente imposibles, para aprender, adaptarse y evolucionar.

Una misión única en la historia


Y es que la misión Rosetta de la ESA, contiene todas las capacidades humanas en un sólo sueño: el de aterrizar en un cometa para descubrir los secretos que ha escondido en su interior durante 4,6 millones de años y buscar pistas sobre nuestros propios orígenes. En eso consiste la misión más atrevida y planificada de nuestra historia.

Si todo sale como está previsto, la sonda espacial Rosetta aterrizará en el cometa 67P/Churyumov-Gerasimenko el próximo 12 de noviembre.
Atrás quedan diez años de viaje espacial en los que ha dado cinco vueltas alrededor del Sol, ha estado en hibernación, se ha “despertado”, y se ha situado sobre el cometa donde en pocos días depositará el módulo Philae, un pequeño laboratorio de 1,3×1,5 metros que analizará la estructura del meteorito, su ambiente magnético y su superficie.

Pero ese no será el final de Rosetta. Su misión continuará hasta finales de 2015 o principios de 2016. Hasta ese momento, Rosetta tiene mucho que contarnos sobre cómo se transforma un cometa en su intenso viaje hacia el Sol. EFEFUTURO

 
(Sin votaciones)
Cargando…