Inicio / Ciencia / El banco de cerebros CIEN alcanza su donación 400, “un hito” para su director

El banco de cerebros CIEN alcanza su donación 400, “un hito” para su director

El Banco de Tejidos de la Fundación CIEN (Centro de Investigación de Enfermedades Neurológicas) ha alcanzado su donación de tejido cerebral número 400, lo que supone, según su director, Alberto Rábano, un hito que permitirá ahondar en el estudio de enfermedades como el alzhéimer o párkinson.

Un investigador analiza un cerebro humano enfermo de alzhéimer.

Un investigador analiza un cerebro humano enfermo de alzhéimer. EFE/Fernando Alvarado

“400 donaciones es una buena cifra”, ha constatado a Efe este investigador, quien ha asegurado que España, donde existen doce bancos de tejidos cerebrales, cada vez está “menos lejos” de países como Gran Bretaña, de los más avanzados en este tipo de donaciones.

Según Rábano, “nos estamos acercando muy rápido, ya que el resto de bancos también están aumentando las tasas de donación”.
“Como en las donaciones para trasplante, la de cerebros también acabará siendo alta”, ha asegurado.

El Banco de Tejidos de la Fundación CIEN, dependiente del Ministerio de Economía a través del Instituto Carlos III, abrió oficialmente en 2010, aunque desde 2007 viene recopilando tejidos.

Desde esa fecha se han obtenido un total de 400 tejidos cerebrales, de los que 380 son cerebros completos.

Sanas hay en el banco 19 muestras cerebrales (aún pocas, según Rábano) y el resto del tejido está dañado: un 60 por ciento es de enfermos de alzhéimer y el otro 40 por ciento de párkinson, la enfermedad de Huntington y la esclerosis lateral amiotrófica (ELA).

En España existen doce bancos de cerebros: tres en Barcelona, dos en Madrid y uno en Murcia, Córdoba, Pamplona, Vitoria, Vigo, Oviedo y Salamanca.

El que dirige Rábano, de los principales junto al del Hospital Clínic (Barcelona), está en el Centro de Investigación de Enfermedades Neurológicas (CIEN), en el Centro Alzheimer de la Fundación Reina Sofía, en el barrio de Vallecas (Madrid).
El tejido cerebral donado se extrae poco después del fallecimiento del donante y el procedimiento de extracción es equivalente a una autopsia neuropatológica.

Éste consiste en la apertura del cráneo y, una vez que se ha abierto y separado el cuero cabelludo, en la retirada del cerebro, que un investigador a simple vista puede saber si está enfermo, pues, entre otras particularidades, tiene zonas más atróficas.

Tras la extracción (el cráneo y cuero cabelludo quedan en su posición normal con una sutura apenas visible), una parte del tejido se congela a muy baja temperatura y se archiva (parte derecha) y otra parte se procesa para el diagnóstico (parte izquierda, la parte dominante).

Para hacer una donación se dispone de un tiempo máximo de 12 horas (útil para investigación), si bien el mejor intervalo, desde el punto de vista molecular, está entre las dos y seis horas.

La media de este tiempo en este banco está en 4,5 horas, lo que es para Rábano un buen dato.

Este centro presta apoyo a grupos de investigación nacionales y extranjeros.

El tejido es el único que contiene todos los datos moleculares de las enfermedades neurológicas y es por ello que su estudio constituye la base para desarrollar fármacos y estrategias terapéuticas efectivas, así como para establecer biomarcadores que permitan el diagnóstico precoz, ha informado CIEN en una nota. EFEfuturo
(Sin votaciones)
Cargando…