Inicio / Ciencia / Europa lanza su primer satélite medioambiental Sentinel – 1

Europa lanza su primer satélite medioambiental Sentinel – 1

El satélite Sentinel-1(A), el primero del programa europeo Copérnico, con el que los investigadores pretenden “inundar” el planeta con datos de la superficie terrestre y los océanos, ha despegado hoy a las 21:02 GMT desde Kurú (Guayana Francesa), a bordo de un cohete ruso Soyuz.

ESA

El complejo aparato de la Agencia Espacial Europea (ESA) será capaz de tomar imágenes de día y de noche, a través de las nubes y de la lluvia, y servirá para multitud de aplicaciones.

Sentinel-1, que estará a pleno rendimiento en unos cinco meses después del lanzamiento, suministrará datos a un gran número de servicios, como la monitorización de la extensión del hielo en el océano Ártico, la observación rutinaria de las banquisas y la vigilancia del medio marino (incluyendo la monitorización de los vertidos de contaminantes o el seguimiento de buques).

También, analizará los desplazamientos de la superficie de la tierra, contribuirá a la producción de mapas para mejorar la gestión de bosques, terrenos y recursos hidrológicos o facilitará las labores de ayuda humanitaria y de respuesta de emergencia.

El mayor ingenio asociado al satélite, que tendrá una vida útil de siete años, es su radar SAR(Radar de Apertura Sintética, por sus siglas en inglés), un artilugio de 12 metros que estudiará la superficie terrestre a través del “eco” de microondas enviadas desde sus 700 kilómetros de altitud.

ESA 


Al Sentinel-1, un dispositivo de 2.300 kilos con dos paneles solares de 10 metros cada uno que garantizarán su alimentación energética, le seguirá su gemelo 1B. Ambos trabajarán simultáneamente en 180 grados para abarcar una mayor superficie.

Copérnico tiene programadas cinco misiones, la primera de ellas es Sentinel-1 (cada misión está formada por una constelación de dos satélites para cumplir los requisitos de cobertura y frecuencia).

En el espacio hay decenas de satélites capaces de vigilar la Tierra, de hacer ‘radiografías’ de los océanos, de sus corrientes o salinidad, del clima, del terreno agrícola o de espacios devastados por las llamas u otras catástrofes, pero ninguno envía datos siempre, de forma continua.

Esto es justamente lo que pretende el proyecto europeo de observación de la Tierra, Copérnico: “inundar” el planeta de datos.

“Copérnico pretende ser para la observación de la Tierra lo que el programa Meteosat para la meteorología”, según fuentes del sector.

En Sentinel-1 (el A y el B) han participado por parte española Airbus Defence and Space España, Iberespacio, Thales Alenia Space España, Rymsa Espacio, Sener, Mier Comunicaciones, GMV, Alter Technology, Elecnor Deimos e Indra. EFEfuturo
(Sin votaciones)
Cargando…