Inicio / Ciencia / Físicos subrayan que el Príncipe de Investigación avala la cooperación en CERN

Físicos subrayan que el Príncipe de Investigación avala la cooperación en CERN

El Premio Príncipe de Asturias de Investigación Científica y Técnica a Peter Higgs, François Englert y el CERN es muy merecido y reconoce que la colaboración internacional da sus frutos y proporciona liderazgo, según físicos españoles, que han señalado, además, que ayuda a acercar la física a la sociedad.

CESSY (FRANCIA).-Imán gigante del Gran Colisionador de Hadrones (LHC), en el Centro Europeo de Investigación Nuclear (CERN) en Cessy, Francia. Esta pieza, con 17 metros de altura, 13 de ancho y un peso equivalente a cinco aviones Jumbos.El objetivo del Colisionador es generar, cada segundo, alrededor de 40 millones de colisiones de partículas a una temperatura cercana al cero absoluto (-273,15 grados centígrados). EFE/SALVATORE DI NOLFI

Imán gigante del Gran Colisionador de Hadrones (LHC), en el Centro Europeo de Investigación Nuclear (CERN) en Cessy, Francia. EFE/SALVATORE DI NOLFI

Alberto Casas, del Instituto de Física Teórica (centro mixto del CSIC y de la Universidad Autónoma de Madrid), ha señalado a Efe que se trata éste de un premio “totalmente apropiado”, con el que se pone manifiesto que en el descubrimiento del bosón de Higgs “tienen tanto mérito” los físicos teóricos como el CERN y sus experimentos.

Tanto Higgs como Englert predijeron en 1964 la existencia de esa partícula con la que interactúan otras, pero su confirmación no llegó hasta casi 50 años después (2012), cuando los experimentos en el gran colisionador de hadrones (LHC) corroboraron su existencia.
“Se han tardado 50 años en descubrirlo y esto ha sido posible gracias a una colaboración internacional”, ha constatado Casas, para quien descubrir el bosón de Higgs y comprobar después la teoría ha supuesto un “avance extraordinario” en la física de partículas.

En cuanto a por qué este tema atrae a la opinión pública, este científico ha admitido que a él le ha sorprendido la atención prestada.

No obstante, ha opinado que es un descubrimiento que tiene que ver con el conocimiento de la naturaleza, “con entender sus entresijos” y “descubrir uno de los secretos más profundos de la naturaleza es atractivo”.
Teresa Rodrigo, del Instituto de Física de Cantabria (de la Universidad de Cantabria y CSIC), ha coincidido con Casas en que se trata de un premio “muy merecido” que llega “en un momento estupendo” para resaltar la cooperación internacional y europea “y el liderazgo que se puede alcanzar cuando existe una real colaboración”.

Esta representante del comité científico del CERN, quien ha dicho que lo descubierto abre caminos para entender otros procesos elementales del universo, como la energía oscura, ha manifestado que un premio de este tipo acerca la ciencia a la sociedad y motiva voluntades -hacia la física-.

La gente tiene un interés nato por comprender las cosas”, ha remachado.

Mario Martínez, del Instituto de Física de Altas Energías, también ha dicho a Efe que el premio es merecido: para los teóricos porque “tuvieron la idea” y para el CERN porque “es un reconocimiento a una inversión de más de 20 años”.

Para este físico del experimento ATLAS del CERN, se ha tardado experimentalmente en corroborar la teoría porque, entre otras cosas, la probabilidad de reproducir la partícula es pequeña y cuando se consigue se desintegra, y porque no se tenía la máquina correcta.
El hallazgo es fundamental, según Martínez, pero las “grandes preguntas siguen”; por ejemplo, si el bosón viene solo o acompañado de otros bosones, como indicarían algunas teorías.

Martínez ha coincidido en que el premio es un aval a la cooperación internacional y ha recordado que ningún país podría por sí sólo pagar ni construir lo hecho en el CERN.

Según datos del Centro Nacional de Física de Partículas, Astropartículas y Nuclear (CPAN), el CERN cuenta con un centenar de españoles en plantilla, a los que se suman 354 usuarios y otros colaboradores externos; el número de científicos y técnicos españoles sobrepasa las 500 personas.

En concreto, en el LHC trabajan 200 investigadores españoles de diez centros de investigación. EFEfuturo

 
(Sin votaciones)
Cargando…