Inicio / Ciencia / Mateo Valero (BSC) teme que España se convierta en un centro de investigación gratis

Mateo Valero (BSC) teme que España se convierta en un centro de investigación gratis

El director del Centro de Supercomputación de Barcelona (BSC), Mateo Valero, ha alertado que si la investigación española produce ideas que no aplica, el país terminará convirtiéndose en “un centro de investigación gratis” del que otros se van a aprovechar.

El MareNostrum, en una antigua capilla situada al lado de la Torre de Girona, es el superordenador más potente de España. Imagen facilitada por el BSC.

“La buena investigación convierte las ideas en dinero y eficiencia. (…) Ahí es donde no vamos bien”, ha relatado hoy en un desayuno del Foro España Innova.

Considera que España cuenta con un “capital humano educado como nunca habíamos soñado”, pero ha precisado que es necesaria más flexibilidad en la legislación, elegir a qué campos se da prioridad y adoptar más riesgos.

Aunque ha reconocido que la crisis conlleva dificultades para la I+D+i, ha advertido de que la falta de apoyo puede terminar con la muerte de lo ya sembrado y ha recordado que “los competidores no están parados”.
Valero teme que se vuelva al “invierno de la ciencia” en España tras unos años en los que ésta ha vivido “una primavera”.

Para evitarlo, considera esencial la colaboración público-privada.

Valero ha matizado que un país no puede ser líder en todas las materias y por ello considera importante que se seleccionen aquellos temas en los que se quiere ser referencia.

Además, juzga que la investigación debería ser una obligación en la universidad y que debería haber más doctores investigando en las empresas.

El investigador ha destacado que no es que los países más ricos sean los que más invierten en I+D+i, sino que aquellos que antes dedicaron más dinero a ello son hoy los más ricos.

La I+D+i, ha puntualizado, está modificando el mundo “a una velocidad exponencialmente acelerada” y ha señalado que en los próximos 25 años se generarán más cambios que en los últimos dos mil gracias a que hoy en día viven más investigadores que el sumatorio de todos los científicos de la historia.

Para él, la supercomputación ha de ser un pilar básico de la I+D+i.
Los supercomputadores son las máquinas que más han cambiado la sociedad, según el director del BSC, quien está convencido de que “si no se computa, no se compite”.

“Los supercomputadores son las máquinas más maravillosas que hemos creado y la culpa no es del chachachá sino del transistor. (…) Son las máquinas que más han cambiado la sociedad y lo mejor está aún por llegar”, ha aseverado.

Pueden utilizarse en cualquier ámbito: desde la biología a la medicina, pasando por la economía, la ingeniería, la genética o las ciencias de la tierra.

Por eso, es tan relevante que los equipos que trabajan con ellas para crear “el software que nos permite soñar” sean multidisciplinares.

El investigador ha razonado que España cuenta con buenos investigadores, pero flaquea a la hora de conseguir que la investigación se aplique y obtenga resultados económicos.

El experto cree que la tecnología va más rápida que la legislación, algo de lo que “se aprovechan” empresas como Google.

“Indudablemente ellos tienen un poder tremendo y eso es muy peligroso. (…) No se pueden poner puertas al campo pero hay que legislar”, ha expuesto. EFEfuturo
(Sin votaciones)
Cargando…