Inicio / Tecnología / Adiós al porno en los “blogs” de Google

Adiós al porno en los “blogs” de Google

EFEFUTURO.- Google prohibirá a partir del 23 de marzo compartir imágenes y vídeos de contenido “explícitamente” sexual a los usuarios de su plataforma Blogger, aunque sí permitirá los desnudos cuando aporten beneficios públicos explícitos, por ejemplo en contextos artísticos, educativos, documentales o científicos.

Imagen de un adulto sin apenas ropa con una menor
EFE
La Asociación de Internautas (AI) ha considerado hoy la medida como una forma de “censura” contra la libertad de expresión y ha criticado este cambio de las reglas de juego por parte de Google en su política de privacidad “en medio del partido”.

De acuerdo a esta nueva política sobre la que informa Google en su página de soporte técnico, a partir de la fecha señalada en marzo los usuarios que dispongan de un “blog” con material pornográfico en Blogger lo verán automáticamente convertido a modo privado.

No perderán su información ni quedará borrada, pero sólo los propietarios o administradores del mismo y la gente con quien comparten los contenidos podrán acceder a ellos, porque dejará de ser pública.

En el caso de “blogs” de nueva creación, es decir, aquellos que se pongan en marcha después del 23 de marzo, los nuevos términos de política de privacidad de Google permitirán a la empresa retirarlos directamente si fueran porno o tomar acciones en el caso de que incluyan contenidos explícitamente sexuales o desnudos no justificados.

El presidente de la Asociación de Internautas (AI), Víctor Domingo, ha explicado hoy a EFEfuturo de que no todas las imágenes de desnudos no tienen por qué ser necesariamente porno, incluso si no se relacionan con los supuestos permitidos a partir de ahora por Google, y ha lamentado que muchos blogueros tendrán que echar el cierre a sus sitios porque no podrán seguir siendo públicos.

De hecho, su asociación ya ha recibido quejas por parte de sitios de películas de terror y ciencia ficción en la plataforma Blogger que exhiben desnudos sin fines pornográficos como parte de sus contenidos, y a los que Google “ya ha comunicado que pasarán a ser de carácter privado”.

Domingo ha aprovechado para instar a los internautas a percatarse de que lo gratuito en internet no está libre de costes.

De hecho, los dueños de las plataformas tienen el derecho a cambiar las reglas de juego en cualquier momento aunque no sea lo más lícito, o erigirse en figuras tipo juez para decidir qué sería o no publicable, como en este caso.EFE
(Sin votaciones)
Cargando…